Download Derecho Procesal Penal - Tomo i - Jorge Claria Olmedo PDF

TitleDerecho Procesal Penal - Tomo i - Jorge Claria Olmedo
File Size14.7 MB
Total Pages397
Document Text Contents
Page 198

DESECHO PROCESAL PENAL

A fin de tratar sobre la procedencia o improcedencia de la declaración
de inconstitudonalidad de leyes y decretos, ejerciendo las funciones que
imponen los artículos 31 y 100 de la Constitución Nacional (arts, 31 y
116, según reforma de 1994], no es necesario dar previa participación
al Estado Nacional, a más de la necesaria intervención del Ministerio
Público. Esto es propio de los procesos de índole penal, donde la ac-
tuación del fiscal asegura suficientemente la defensa del interés ptíblico:
artículo 118, inciso 1" del Código de Procedimientos en Materia Penal
(disidencia del Dr, Fayt).

Faltos: nú-.lUZ

1. El artículo 72 del Código Penal condiciona el ejercicio de la potestad
represiva del Estado a la voluntad de! ofendido por el delito, quien debe
provocar la promoción de la acción pena! pública por parte de los ór-
ganos estatales predispuestos; el Ministerio Fiscal o la Policía judicial
(art, 204, Cód, Proc. Pen.),

2. La inexistencia de la instancia torna ilegales todos los actos procesales
cumplidos, por omisión de una forma sustancial del procedimiento y,
por consiguiente, acarrea su nulidad, a pesar de que esta sanción no
esté expresamente dispuesta por la ley procesal, ya que la nulidad deriva
de una ley jerárquicamente superior (Código Penal; arts. 67, inc. 11, y
3!,Const, Nac. [actuales arts, 75, tnc. 12, y 31 de la Const. Nac.)), cuyos
efectos no pueden ser desvirtuados por el legislador provincia!.

T. S, J. de Córdoba, Sala Penal, 3-9-89, S. |. C. del 3-5-90

Procede efectivamente la nulidad impetrada con respecto al delito de
lesiones leves, pues el agraviado carecía de capacidad para denunciar
(arts. 126, 128 y 129, Cód. Civ.), y por ende no estaba habilitado para
reclamar la tutela jurisdiccional. Si bien en la época de la denuncia de
tal ilícito era de acción pública, el principio establecido en el artículo
2" del Código Penal obliga a considerar la modificación efectuada por
la ley 23.847 y aplicarla al caso. A) no estar acreditado que el menor
careciera de representante legal, ni mediar razones de seguridad o interés
públicos, ei supuesto concurso ideal apuntado por la señora agente fiscal
no figura entre las excepciones señaladas por el actual artículo 72 del
Código Penal, y por ende el caso debe continuarse de'oficio y declararse
la nulidad apuntada.

Cám. Crim. de Neuquén, 13-3-S9

1, El inciso 2" del artículo 72 del Código Penal debe interpretarse en
el sentido que el legislador le ha dado, esto es, que únicamente cuando

198

Page 199

P O P ERES DE REALIZACIÓN PENAL

se trata de lesiones leves, sean dolosas (art. 89} o culposas {art, 94), el
ofendido por el delito juzgará sobre la conveniencia y oportunidad de
provocar el proceso penal; pero cuando se trate de delitos de lesiones
graves y gravísimas -dolosas o culposas-, juega la regla de oficiosidad
como lo dispone el artículo 71 {voto de la mayoría).

2. La exigencia de la instancia privada del artículo 72, inciso 2° del
Código Penal comprende las lesiones leves dolosas y las lesiones culposas,
éstas sin ningún tipo de aditamentos (voto de la minoría).

S. C. I de Mendoza, 3] -10-89, J. M. 37

Debe ser encuadrada en las figuras de homicidio culposo y lesiones
culposas en concurso ideal, no obstante la falta de denuncia con relación
al último en orden a la promoción de la acción penal, toda vez que se
trata de un hecho único cuyo juzgamiento es procedente por haberse
ejercitado válidamente la acción pública derivada del artículo 84 del
Código Penal; es decir, al haber ocasionado la conducta del imputado
resultados más graves que las lesiones leves de una de las víctimas, ia
instancia queda habilitada para juzgar su responsabilidad penal por esa
conducta sin reparos en la diversa entidad de todos los resultados lesivos.
Por ello no corresponde hacer lugar al pedido fiscal sobre la falta de
acción, que de todos modos, a la luz del artículo 54 del Código Penal,
se reduce a una cuestión académica sin trascendencia práctica.

Cám. 2̂ Crim. de General Roca, 4-9-90

No responde penalmente el padre imputado de lesiones leves en perjuicio
de una de sus hijas menores, porque tal hecho defictivo, que depende
de instancia privada inicial, no fiíe denunciado por la madre de la menor,
que tuvo oportuno conocimiento de él, y por no concurrir razones de
seguridad o interés público que autoricen a proceder de oficio.

Cám. 7' Ciim. de Córdoba, 7-2-91, S. I. LXI-153

Tratándose en el caso de autos del delito de lesiones leves que requiere
se remueva el requisito de procedibilidad mediante la denuncia formal-
mente formulada {art, 72, izic, 2°, de! Cód. Pen.) y siendo la posible
damnificada una menor de edad por lo que la acción penal ha sido
incoada por su madre, debe necesariamente acreditarse el vínculo res-
pectivo en la estación oportuna (antes de la indagatoria judicial) y al
no haberse probado tal extremo, debe decretarse la nulidad de todo lo
actuado, a excepción de los informes médicos de autos por ser actos
irreproductibles.

Cám. Apel. de Concepción del Uruguay, 20-9-89, J. E. R. 44-1057

199

Page 396

302. Principios que la rigen 358
303. Reglas subsidiarias 358

IV, FALTA DE COMPETENCIA

304. Declaración y efectos 359
305. Inhibitoria y declinatoria 360
306. Cuestiones de competencia 361
307. Trámite de los incidentes 361
308. Trámite del requerimiento de inhibitoria 362
309. Planeamiento y solución del conflicto 363

APÉNDICE DE LEGISLACIÓN 365

APÉNDICE DE JURISPRUDENCIA 371

396

Page 397

lA COMPOSICIÓN y DIAGRAMACÍON SE REALIZO EN

RUBÍNZAL - CULZONP EDITORES V SE TERMINÓ DE IMPRIMIR

EL 22 DE MAYO DE 1998 EN LOS TALLERES GRÁFICOS

DE IMPRENTA LLTÍ S.R.L.. H. YRIGOYEN 246J, SANTA FE

Similer Documents